Oda a los terrícolas

Tentáculos apasionados.
Tus abrazos hacen sangrar huesos.
No me aprietes despacio,
prefiero morir completo
antes que esta agonía.

Alien embrionario
tu aliento levanta muertos.
No importa el destino,
esta nave está perdida.
Igual batalla damos,
el dentífrico olvidamos.

Un Alf de terciopelo
te espera en la garita.
Este universo tiene dos paradas,
y el boleto come billeteras.
Gatos acá no suben.

Pichón del televisor.
Esponja de mentiras.
Te venden perros
mientras tu correa aprieta.
Loro promiscuo,
deja de ladrar autores.

Profesor con elevada facturación.
No tanto por enseñar
sino más bien por películas hacer.
Otra historia de garras
mutantes va a vender.

Tractor galáctico,
esa cosecha no se echó a perder.
Vayamos a Venus a rescatarla.
Las palabras no son en vano,
es el juego del planeta.

Hovercraft del pasado,
hasta donde llegan tus colchones.
Ir por tierra no es lo mío,
sólo el agua me interesa.
Inflador del tiempo llevo.

Pitufo corriendo un rally
en un plato de ravioles.
No por imposible
los motores no existen.
Este blue ya se escapa,
ni por salsa ni ricota.

Aperitivo galáctico.
Colectivo lleno de cumbias.
No cambio tus labios por estos sonidos.
Más que sonidos son ruidos.
Más que ruido gritos.

Instantáneo, cuantas veces
me has salvado las papas.
Tus proporciones nos las entiendo,
pongo cualquier cosa
y siempre puré aparece.